viernes, mayo 15, 2009

TEPETUM LUCIDUM



En la noche los ojos de los gatos brillan. Nada sobrenatural hay en ello. Sus ojos tienen un tejido (Tepetum Lucidum) para reflejar la luz en la retina permitiéndole ver casi en la oscuridad. Cuando un haz incide en él lo refleja tan efectivamente que casi podríamos jurar que sale luz de esos ojos.
Lo que todavía no explican es porque, a veces, hay más ojos luminosos que gatos.


1 comentario:

Laura dijo...

Jajaja gracioso porque allí la 'lógica' de la naturaleza, no puede salvar a la gente del susto.
Saludos