miércoles, noviembre 08, 2006

HERALDOS

No sólo somos cenizas. No únicamente nos volveremos polvo. Hay otra oportunidad para lo que fuimos. No es para la tumba la victoria final.
Por ello vienen felices, por eso ríen sin cesar, por eso muestran su rostro descarnado. No es la carne la que nos define. No mas rostro, no mas ojos, no mas nervios.
Y la gente huye de los fantasmas, gritando, y estos no comprenden porque nadie comparte su alegría.

No hay comentarios.: